DIF Coahuila, negocio redondo.

Nunca como ahora en nuestro Coahuila, tradicional y conservador, se había vivido una intentona de destruir a La Familia para debilitar a la sociedad y dominarla.

Pegarle a la unidad, a la cohesión social y así fragmentados, dominar a los coahuilenses, ha sido una estrategia maliciosa que fue fraguada por ideas y modos de vida de otras culturas, ajenas a la nuestra. Desde el DIF Coahuila se operaría la división social y el golpe brutal a la figura de La Familia.

Una entidad quebrada (saqueada) por la insana ambición de una familia, tiene un gobierno gordo en su estructura, rebosante en su nómina y repleto de nuevas oficinas, que dispararon el gasto corriente y por ende, agotaron la poca obra pública y disminuyeron al mínimo los programas sociales.

El DIF Coahuila fue retacado de inventos: procuradurías, programas, y todo para disfrazar dos cosas: una estructura electoral oculta y la destrucción de La Familia. Cuando menos 25 oficinas nuevas con estructura, equipo y nómina, operan en Coahuila en este sexenio.

El costo y gasto inútil, se dispara. Pero, a ver ¿quién se atreve a contradecir a la señora Viggiano? Ni el gobernador, dicen sus subalternos, “cuando ella grita, él corre. Los humos del soberbio se vuelven sudores de pánico”.

Las leyes que cambiaran nuestra realidad, fue la primera orden que Rubén Ignacio recibió de la Jefa Consorte. Y nada de consultas a la sociedad de temas relevantes y de alto impacto, no señor, “se manda al congreso un dictamen y ahí se vota en silencio y a pie juntillas, y si no, ¿para qué les pagamos a eso inútiles?”. Así se votaron de noche y sin chistar: el matrimonio gay, las adopciones entre homosexuales, la renta de vientres, la pensión a las concubinas, etc. Y para rematar el mensaje dominador, a todo el conjunto le llamaron LEY DE LA FAMILIA.

Por partes.

La tolerancia indica que ya había un Pacto de Solidaridad recién votado en el sexenio del profesor H. Moreira I. No había necesidad de hacer una ley más amplia si ya los derechos legales de las parejas del mismo sexo, estaban cubiertos. Tampoco era necesario dar mayor peso al matrimonio homosexual sobre el tradicional (heterosexual). A escondidas votaron las adopciones de niños por estos matrimonios, es este un tema de mayor controversia, la sociedad lo rechaza y aun así la señora se empeñó en que se hiciera legal. Quizás por eso, dicen su empelados, para crear la división social.

Poner en la mal llamada Ley de La Familia el derecho de las amantes o concubinas, de tener una pensión, fue un golpe a las esposas legítimas y sobre todo a los hijos. El dinero que por ley les tocaba a los hijos, ahora se tiene que dar a las amantes del papá o la mamá. Concubinos y concubinas, de aquel o de aquella, de los dos aquellos o las dos aquellas. ¿Qué monstruo redactó esto? Sí, ya sabemos.

Las adopciones “tradicionales”, además de las ya mencionadas, se han hecho un tema de rencillas y agravios. Hay casos muy sonados y tantos en la oscuridad, de madres a las que el DIF les quita hijos por razones políticas y personales. Parece odiarse a las familias heterosexuales. Las oportunidades de dar hogar a niños sin padres ahora es negocio y tendencia. Tortuoso y sinuoso es el viacrucis que hay que seguir para adoptar un niño en Coahuila, si no eres gay. Si lo eres, puedes venir de cualquier entidad o país y adoptar si no, siéntate años a esperar.

El aborto se legalizará en breve, oculto en el nuevo Código Penal, ese que cuida la salida de La familia Moreira. Es parte del paquete contra La Familia coahuilense y claro, contra la vida. Innumerables asociaciones regionales hay pedido que no se legalice. Lo harán a partir de la semana 12 de gestación.

Los criterios.

Prepotencia, mercado, política y género, son los criterios que valen en DIF Coahuila. La selectiva y electorera forma de dar los apoyos del DIF, es ilegal. Ahí se esconde una estrategia de controlar el llamado “voto del hambre”. Las despensas y apoyos en efectivo son empatados con la nómina del “voto duro” del PRI que se oculta en la secretaría de finanzas, bajo el presupuesto amplio del DIF y su amplia estructura.

En ella, aparecen muchos millones mensuales dados a ONU Mujeres, CIDH y otras instancias similares, que promueven el Lobby Gay a cambio de diluir las violaciones a derechos humanos en entidades como Coahuila, disfrazando el tema con la propaganda del género y el empoderamiento.

Todas estas especialidades “de la señora” han producido grandes resultados en su malvado Plan, enfrenar a los núcleos y estratos de la sociedad. Dinamizar y financiar a los grupos minoritarios para contener a los padres de desparecidos (FUUNDEC) y de grupos de protesta como los maestros disidentes, quebrados en sus fondos de pensiones, hoy sin pensión ni salud.

Empresas fantasma.

Qué dijeron, ahí no hay fantasmas, claro que los hay, si ahí está La JEFA FANTASMA, que en otros segmentos de este periódico se ha mencionado. Desde el DIF Coahuila se hacen los desfiles y se ponen pinos en cada municipio, grandes para los grandes y medianos para los chicos. Todos con cargo a facturas de empresa del estado de Hidalgo. Muchas facturas in soporte real, reales solo las facturas y las transferencia electrónicas. Pero los millones fantasma también son de cobijas, de despensas, bolos y juguetes. Y no, no son las de la afamada Lady Cobijas, no ven que entre señoras hay toques eléctricos. Son otros cientos de millones cobrados, sin comprar cosas.

Pero los millones abundantes son los de todo lo relacionado con los Juicios Orales. Ahí no hubo recato, ni lo hay. Ahí solo en asesoría y capacitación, infraestructura y simulacros, hay facturas de cientos de millones. Miles. Todo eso es tema privado de la señora Viggiano de Moreira. Y apoco creen que el Ingeniero Ismaelito Ramos Flores le pide permiso al señor para pagar esas facturas o que el señor Carlitos Cabello Gutiérrez manda revisar si de verdad fueron esas horas de capacitación, o si se compraron esos softwares o si los proveedores existen en Hidalgo o la CDMX, en especial las constructoras.

Viáticos y hospedajes.

Solo una ilustradora pregunta: ¿Cuántos millones calculan que nos ha costado a los coahuilenses la señora Viggiano Austria y su séquito de incondicionales, en estos 6 años; en viáticos, hospedajes, traslados, guaruras, y TODO LO DEMÁS?

Ahora entienden porque ella es quién hizo candidato a Miguel Riquelme y porque se desvive por dejarlo en el poder. Y eso es solo por los asuntillos financieros de ella. Imaginen el servicio de ocultamiento de 12 años de moreirato.

Una campaña a la gubernatura de Hidalgo bien pudiera pagarse de la tesorería de Coahuila. O ¿de donde creen que se pagó la boda de la hija del Ingeniero Riquelme, el mes pasado, y otra boda más reciente, en el mismo sitio en Torreón, con banquete de servido desde Saltillo?

Este tema da para mucho más (facturas y evidencias). Por ahora, es cuanto.

Comentarios

Más contenido